Rinoplastía (Cirugía de la Nariz)

Una giba en una nariz aguileña, una nariz que es muy larga o muy ancha, o que presenta desviaciones por traumatismos previos o congénitos, obstrucción nasal que provoque problemas de respiración, faringe, o de senos paranasales que causen cefalea o dificultad para el ejercicio, son condiciones que pueden ser corregidas por cirugía nasal.

Rinoplastía es el nombre de esta operación en la cual las incisiones son por dentro de la nariz y a veces por el borde de las alas. Durante esta operación se separa la piel que recubre las estructuras de hueso y cartílago, las cuales son modificadas para diseñar una nueva forma de nariz. Esta misma operación se puede realizar al mismo tiempo de la Septoplastía (operación del tabique) o de algún procedimiento en los cornetes (radio frecuencia) o en los senos paranasales (cirugía endoscópica). La duración de estos procedimientos varía de una a dos horas y después se lleva una férula nasal para una o dos semanas.

Si usted está considerando una Rinoplastía…

La Rinoplastía o cirugía para dar nueva forma a la nariz, es unos de los procedimientos más comunes de la cirugía plástica. La Rinoplastía puede reducir o incrementar el tamaño de su nariz, cambiar la forma de la punta de la nariz o del puente; agudizar la abertura de los orificios nasales o cambiar el ángulo entre la nariz y el labio superior. También puede corregir un defecto de nacimiento o una lesión, o ayudar a mejorar problemas de la respiración. Por favor pregunte al Dr. Pierdant cualquier cosa que no comprenda.

  • Los mejores candidatos para la Rinoplastía

    La Rinoplastía puede mejorar su apariencia y la confianza en usted mismo, no cambiará necesariamente su apariencia de manera que quede de una forma ideal, ni puede hacer que otra gente le trate diferente. Antes de decidir hacerse la cirugía piense cuidadosamente en sus expectativas y háblelas con el Dr. Pierdant. Los mejores candidatos para la Rinoplastía son las personas que desean mejorar más, no perfeccionar su apariencia. Si usted está físicamente saludable, es psicológicamente estable y realista en sus expectativas, entonces podrá ser un buen candidato.

    La edad también podrá ser una consideración. En general se considera que la mujer puede ser operada después de los 14 ó 15 años, y el hombre un poco después. También es importante considerar el proceso de ajuste social y emocional de un joven y cerciorarse de que la operación sea algo que ellos desean, más no sus padres.

  • Riesgos

    Cuando un cirujano realiza una Rinoplastía se pueden presentar complicaciones normalmente menores. Sin embargo, siempre existe la posibilidad incluyendo una infección, hemorragia nasal o una reacción a la anestesia. Puede reducir sus riesgos siguiendo muy de cerca las instrucciones del Dr. Pierdant, tanto antes como después de la cirugía.
    Con respecto a la cicatrización, cuando se realiza por la parte interna de la nariz no hay ningún tipo de cicatrización visible; cuando se usa la técnica “abierta”, o cuando el procedimiento requiere del estrechamiento de los orificios nasales, generalmente no son visibles las pequeñas cicatrices que se forman en la base de la nariz.

    Aproximadamente en uno de cada diez casos podrá ser necesario un segundo procedimiento, por ejemplo, para corregir una deformidad menor. Tales casos no son predecibles y ocurren incluso en pacientes de los mejores cirujanos. La cirugía correctiva generalmente es menor.

  • ¿Cómo planear su Cirugía?

    Es muy importante la comunicación entre usted y el Dr. Pierdant, en la primera consulta cuando se realiza la presentación y la evaluación debe comunicarle sus pensamientos, sus dudas, así el podrá definir de acuerdo con usted el tipo de cirugía apropiado para lograr satisfacción. También le explicará las técnicas y anestesia que utilizará, el tipo de instalación en donde se realizará la cirugía, los riesgos y costos involucrados y cualquier opción que le este disponible. La mayoría de las pólizas de seguro no cubren procedimientos meramente cosméticos; sin embargo, si el procedimiento se realiza por propósitos reconstructivos, para corregir un problema de respiración o una deformidad marcada debida a una lesión es probable que éste procedimiento sí sea cubierto.

    Verifique con su compañía de seguros y obtenga una pre-autorización para su cirugía. El Dr. Pierdant no trabaja directamente con ninguna compañía aseguradora, y el sistema que se utiliza es el de reembolso. Comente si previamente ha tenido cirugía nasal o una lesión a su nariz, incluso si fue hace muchos años. También deberá informarle si tiene cualquier alergia o dificultad de la respiración; si está tomando medicamentos, vitaminas, si fuma o consume drogas.

    No dude en hacer cualquier tipo de pregunta, sobre todo si tiene que ver con sus expectativas y preocupaciones sobre los resultados.

  • Preparación para la Cirugía

    El doctor le entregará un instructivo que explica los cuidados básicos, alimentación y que contiene los teléfonos de contacto en caso de urgencia. Si sigue cuidadosamente estas instrucciones ayudará a que su cirugía salga más eficientemente y sin obstáculos. Al hacer los preparativos cerciórese de hacer arreglos para que alguien lo lleve a casa después de la cirugía y para ayudarle por algunos días si es necesario.

  • ¿Dónde se realizará la Cirugía?

    La cirugía puede realizarse en el quirófano de cirugía ambulatoria del consultorio del Dr. Pierdant, el día señalado se presenta en ayuno y toma los medicamentos que le han entregado en la consulta previa, espera que le pasen al quirófano, en donde se sentirá confortable y la cirugía se realiza bajo sedación y anestesia local libre de dolor. Una vez concluida puede irse a su domicilio, y comer en forma ligera, descansar siempre con la punta de la nariz viendo hacia el cielo.

  • La Cirugía

    Generalmente la Rinoplastía toma de una a dos horas, aunque los procedimientos complicados pueden durar más tiempo. Durante la cirugía, la piel de la nariz se separa de su estructura ósea y cartilaginosa en se apoya, la cual es entonces esculpida en la forma deseada. La naturaleza de la nueva forma que se le da dependerá de su problema y de la técnica que su cirujano prefiera. Finalmente, se vuelve a colocar la piel sore la nueva estructura.

    La mayoría de los especialistas en cirugía plástica realizan una Rinoplastía por dentro de la nariz, haciendo su incisión por dentro de la nariz. Otros prefieren un procedimiento abierto especialmente en casos más complicados; éstos hacen una pequeña incisión por la columna, que es el tejido vertical que separa a las fosas nasales. Al terminar la cirugía se aplicará una férula para ayudar a que la nariz mantenga su nueva forma.
    También se podrán colocar rellenos nasales o férulas suaves de plástico en sus fosas nasales para estabilizar el puente, el cual es la pared que divide a los pasajes respiratorios.

  • Después de la Cirugía

    Terminada la cirugía puede caminar con confianza y alimentarse en pequeñas cantidades, la cara se siente un poco inflamada, el dolor es mínimo y para ello puede tomar los medicamentos descritos en su instructivo. Planee quedarse en casa con la cabeza elevada, la mayor parte del tiempo. Los primeros días debe dormir semisentado.

    Puede aumentar la inflamación y color violeta alrededor de los ojos, llegando a su máximo después de dos o tres días. Se puede reducir esta inflamación aplicando compresas frías los cual lo hace sentirse mejor. En cualquier caso, se sentirá mucho mejor de lo que aparenta. La mayor parte de la inflamación o coagulación debe desaparecer en aproximadamente dos semanas.

    Es común que escurra un poco de líquido mucoso y sangroso durante el primer día, por eso se coloca una bigotera que es una gasa doblada, la sensación de nariz tapada que puede durar hasta tres semanas. No debe sonarse la nariz hasta pasadas dos semanas, y es mejor estar haciendo continuamente aspiraciones para mantener los conductos libres.

  • De vuelta a la Normalidad

    La mayoría de los pacientes de una operación de Rinoplastía pueden realizar sus tareas normales en uno o dos días, regresando a la escuela o labor de tipo sedentario en una semana aproximadamente después de la cirugía, aunque la vestidura nasal es retirada hasta los 12 o 14 días. Se debe evitar actividad intensa (corre o trotar, nadar, agacharse, relaciones sexuales, o cualquier actividad que aumente su presión sanguínea) por dos o tres semanas. Tenga especial cuidado al lavarse la cara o cabello o al usar cosméticos. Puede usar lentes de contacto siempre y cuando lo desee, sin embargo el uso de anteojos dependería del peso de los mismos y de la forma que se coloca en el dorso nasal, así que lleve sus lentes ese día para que el doctor los ajuste y los valore. Una semana después será citado para realizar el estudio fotográfico postoperatorio y no olvide que es mejor preguntar que quedarse con cualquier duda.

  • Su nueva Apariencia

    En los días posteriores a la cirugía, cuando se vea hinchado y con una vestidura en la nariz, será fácil olvidar que usted se vera mejor. De hecho, muchos pacientes se deprimen por un período después de una cirugía plástica, esto es muy normal y razonable. Tenga por seguro que esta etapa pasará. Día tras día su nariz se verá mejor y su ánimo también mejorará. En una o dos semanas no tendrá la apariencia de que acaba de pasar por una cirugía. La meta del Dr. Pierdant es que al final su nariz se vea proporcionada con su cara y no tenga la apariencia de una nariz artificialmente operada.

    Sin embargo la cicatrización sigue siendo un proceso lento y gradual. Alguna inflamación podrá estar presente por algunos meses especialmente en el área de la punta de la nariz. Es probable que los resultados finales de una Rinoplastía no sean aparentes sino hasta un año o más.

    Al mismo tiempo podrá experimentar ciertas reacciones inesperadas de su familia y amigos. Podrán decir que no ven gran diferencia en su nariz. Probablemente actúen con resentimiento, especialmente si usted cambió algo que ellos consideraban como un rasgo único de la familia o étnico. Si eso ocurre, trate de recordar la razón por la cual decidió originalmente hacerse esta cirugía. Si ha cumplido con sus metas entonces su cirugía es un éxito.

    Se puede realizar una Rinoplastía para cumplir sus metas estéticas o propósitos reconstructivos para corregir defectos de nacimiento o problemas de respiración.

    Se pueden hacer incisiones dentro de las fosas nasales o en la base de la nariz dando acceso al cartílago y al hueso, los cuales se pueden modelar con la forma deseada.